Nov 24, 2022 | Género & Sexualidad

La UnLaM incorpora una capacitación sobre género y disidencias

Nota al Pie dialogó con la comunicadora social y docente de Periodismo Deportivo de la Universidad Nacional de La Matanza, Mailén Britos, quien brindó detalles sobre el curso se dicta en el marco de la implementación de la Ley Micaela.
UnLaM
Al finalizar la capacitación, la comunidad recibirá un certificado de participación. Créditos: Mailen Britos.

La Universidad Nacional de La Matanza (UnLaM)) incorporó una capacitación de género y disidencias: Ley Micaela, la cual está dirigida a todos los sectores de la comunidad universitaria y es de carácter obligatorio. Es por esto que dialogamos con Mailén Britos sobre los ámbitos donde la institución incluye la perspectiva de género. 

El curso consta de cuatro módulos, que se finalizan con una evaluación en forma de preguntas tipo multiple choice y/o verdadero-falso formuladas sobre un material de estudio obligatorio. Para avanzar al siguiente módulo, es necesario tener el 60% de las preguntas respondidas correctamente. 

¿Qué opinás sobre la implementación de la capacitación Ley Micaela?

La implementación de la Ley Micaela en la UnLaM me parece una excelente iniciativa. No solo porque reivindica lo que fue la pelea de Micaela García, asesinada por Sebastián Wagner en 2017, sino que también demuestra cómo la institución académica está a la altura de la circunstancia. 

Que haya tenido esta iniciativa con el alcance que tiene para sus empleados, docentes, e incluso comunidad estudiantil demuestra el compromiso que tiene para formar profesionales y además tener profesionales trabajando que tengan una visión de género.

¿Cómo recibió la comunidad educativa de la UnLaM la propuesta? 

Creo que la comunidad recibió muy bien la propuesta. La UnLaM demostró estar a la altura de las circunstancias. Por supuesto debe haber gente que no está de acuerdo, estudiantes que no lo quieren hacer, pero en líneas generales la mayor parte lo recibió de una forma positiva.

UnLaM
La Ley Micaela se elaboró en conmemoración de Micaela García, una joven entrerriana de 21 años que fue víctima de femicidio. Créditos: Leslie Sánchez.

¿Cuál es la importancia de la capacitación en relación a la perspectiva de género?

Yo creo que la capacitación de la Ley Micaela viene a visibilizar un montón de cuestiones en relación a violencias que sufrimos mujeres y diversidades. En la cotidianeidad conocemos los tipos de violencia más comunes: física, femicidios, psicológica, económica y violencia mediática. Pero hay un montón de violencias que no se conocen o no están tan visibilizadas.

Entonces, la capacitación viene a mostrar cuántas violencias existen, cómo existen, cómo se dan, qué es lo que se puede hacer, cómo reconocerlas, cómo actuar. Creo que la capacitación viene a mostrar eso y otros conceptos también vinculados con la comunidad LGBTIQ+, por ejemplo, el transodio o la transfobia.

Por otro lado, también busca mostrar las leyes que existen. Por ejemplo, la Ley de erradicación de violencia contra la mujer, la Ley de cupo laboral trans, etc. No solo muestra violencias, sino el marco legal y jurídico que existe. Engloba muchas cuestiones importantes y necesarias.

¿Cómo abordas la perspectiva de género desde la materia que dictás en la UnLaM como docente de Periodismo Deportivo?

En la materia que doy, Taller Integrador de periodismo deportivo con perspectiva de género, lo que hacemos es fundar un medio que tenga noticias deportivas, pero con perspectiva de género. En primer lugar, la carrera tiene una materia que se llama Introducción al género, donde trabajan lo vinculado a problemáticas y temáticas de género. 

Entonces, cuando llegan a nuestro taller, combinan la parte periodística y la parte de género. Vamos a un paso más allá de la noticia en sí, es empezar a desmenuzar. Nos ponemos unos lentes violetas e iluminamos la noticia, empezamos a pensar qué es lo que se esconde detrás de este hecho noticioso o de la temática. 

Por ejemplo, básquet y árbitros, ¿cuantas árbitras y árbitras hay? ¿Qué lugar tienen? ¿Cómo es ser mujer y arbitra en el básquet? El punto es agudizar la mirada y desmenuzar esa temática que estamos trabajando.

También lo que hacemos es preguntarnos por qué es relevante tener perspectiva de género, cuáles son las problemáticas que abordar. Si una situación específica le pasaría a un hombre, ¿sería abordado de la misma forma?

¿Qué otras iniciativas relacionadas con el género destacás de la UnLaM?

La UnLaM tiene grandes iniciativas en relación a las temáticas de género, al margen de la Ley Micaela recientemente lanzada. Hay otras, como un lugar de contacto donde hacer una denuncia si hay alguien que está sufriendo violencia en la facultad, por parte del cuerpo docente o no docente.

A su vez, tiene carreras en las que los profesores trabajan con perspectiva de género. Eso es un avance, demuestra la postura de la facultad en ese sentido, y que efectivamente prepara a sus estudiantes para que tengan esa perspectiva.  También, tiene iniciativas en el sentido de hablar temas, problemáticas de género. 

El 25 de noviembre es el Día de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, y la Universidad de La Matanza preparó una semana completa de concientización al género. Tiene iniciativas desde lo académico y institucional que son destacables. Está a la altura de las circunstancias, acompaña al cambio de una manera muy responsable.

UnLaM
La capacitación está disponible desde el 1 de noviembre. Créditos: Mailen Britos.

¿Creés que podríamos hablar de nuevas formas de comunicar con perspectiva transversal de género?

Si, absolutamente. Hay nuevas formas de comunicar con esta perspectiva, y desde muchas otras, hay muchas aristas. Creo que esto deja en evidencia las viejas miradas a la hora de comunicar. Eso es un gran avance en el mundo del periodismo y la comunicación que va a seguir creciendo. 

¿Qué tenés en cuenta a la hora de redactar noticias sobre femicidios?

Tengo en cuenta el tacto. A la hora de sentarme a escribir una nota sobre femicidios, violaciones o temas sensibles es fundamental el tacto en todos los puntos que se pueden abarcar en una nota. Sacar el morbo, el show, y entender que atrás de la estadística, del femicidio, hay una persona, una familia y una víctima. Pensarlo como si me estuviera pasando a nivel cercano, es inevitable.

¿Qué alertas deberían tener en cuenta les lectores de medios hegemónicos para darse cuenta que están frente a una nota sin perspectiva de género?

La alerta es el lugar en el que se pone a la mujer. También, qué imágenes se utilizan para hablar de cierto tema. Por ejemplo, hace poco leí una noticia sobre un asalto a Andrea Estévez y el medio citó una foto de ella en ropa interior. Esto ya me da la pauta de cómo es la perspectiva del medio. Estamos hablando de un asalto y no tiene importancia lo que ella haga con su cuerpo. También las fuentes son importantes porque te muestran para dónde se direcciona el medio. Además, cómo se presenta el caso, los adjetivos y palabras que utilizan.

Compartir:

Notas Relacionadas

Nota Al Pie