Jun 7, 2022 | Internacional

Pese a los abucheos, Boris Johnson superó el voto de confianza

Aunque obtuvo un 40% de sufragios en contra dentro de su partido, el Primer Ministro de Gran Bretaña seguirá en su cargo. Su imagen cayó debido al Party Gate y la situación del país.
Boris Johnson superó el voto de confianza
Boris Johnson superó el voto de confianza que puso en riesgo su continuidad como Primer Ministro británico. Crédito: AP.

El Primer Ministro de Gran Bretaña, Boris Johnson, superó este lunes el voto de confianza al cual fue desafiado por su propio espacio, el Partido Conservador. Este pedido se dio en el contexto de crisis inflacionaria y durante la guerra en Europa entre Rusia y Ucrania.

La votación garantiza la continuidad de Johnson en el cargo, en el que todavía le restan poco más de dos años, aunque su posición quedó debilitada por un 40% de votos en contra.

Son 359 les legisladores que conforman la bancada, de quienes 211 votaron a favor del mandatario británico, mientras que 148 se inclinaron por la negativa.

La definición se decide por una mayoría simple, es decir, por un voto. Johnson necesitaba 180 para mantener su cargo y si bien lo logró, obtuvo un alto índice de rechazo.

Vale destacar que la predecesora de Johnson, Theresa May, se sometió al voto de confianza en diciembre de 2018 y aunque ganó con mayor margen que el mandatario actual, renunció seis meses después. 

En aquella ocasión, May obtuvo 200 votos favorables contra 117 en contra, lo que da un casi 37% de oposición respecto al 40% que tuvo Johnson.

Detalle no menor para pedir el voto de confianza fue el denominado PartyGate, fiestas organizadas en sedes del gobierno británico durante las medidas de confinamiento durante la pandemia de Covid-19 en las que Boris Johnson quedó involucrado.

Muestra de la situación complicada del Primer Ministro quedó plasmada durante el Jubileo de la Reina Isabel II, cuando recibió abucheos en la Catedral de San Pablo, en Londres.

Boris Johnson voto de confianza
Ciudadanos apoyaron el voto de confianza para dimitir del cargo al Primer Ministro. Crédito: Getty.

¿Cómo funciona el voto de confianza?

El líder del Partido Conservador se deberá someter al voto de confianza bajo dos ocasiones: por solicitud propia o cuando lo solicite al menos el 15% de les diputados del espacio. Las votaciones son de carácter secreto por parte de les parlamentaries.

La segunda opción es la que ocurrió con Boris Johnson, y anteriormente con Theresa May. En estos casos, les parlamentaries deben enviar una carta al presidente del Comité Conservador de Miembros Privados, también conocido como Comité 1922, que actualmente encabeza Graham Brady.

Tras la petición del voto de confianza se deberá esperar 12 meses para poder repetir el proceso. En consecuencia, Boris Johnson se confirmó como Primer Ministro al menos por un año más. 

En el caso que la votación derive por la negativa a la continuidad del Ministre de turno, este sería reemplazade por otro nombre del Partido Conservador, propuesto por dos diputades. Si existiese más de un candidate, el Comité 1922 deberá llamar a elecciones internas.

Ahora bien, si hubiera tres o más candidatos, les diputades conservadores votarán de tal forma que se eliminará a quienes obtengan menos votos, hasta que queden dos.

Cuando queden solo dos opciones, se llevará una votación por correo de todes les integrantes del Partido Conservador. Quien gane se convertirá en líder del partido y Primer Ministre.

Party Gate y rechazo a Boris Johnson durante el Jubileo de la Reina

La solicitud del voto de confianza por parte del Partido Conservador para con Boris Johnson no fue algo sorpresivo si se tiene el contexto que se vive en el país. 

Cierto descontento se pudo observar el pasado viernes durante el Jubileo de la Reina Isabel II cuando Johnson fue abucheado en la Catedral de San Pablo, en Londres.

Boris Johnson voto de confianza
Boris Johnson fue abucheado durante su aparición en el Jubileo de la Reina Isabel II en la Catedral de San Pablo, en Londres. Crédito: Reuters

La imagen positiva del Primer Ministro mermó en los últimos meses; en gran parte tras el escándalo del Party Gate, como se denominó a las fiestas organizadas en sedes del gobierno británico.

Las mismas transcurrieron durante las restricciones de confinamiento debido a la pandemia del coronavirus, de las cuales Boris Johnson fue partícipe. Estas acciones le valieron duras críticas incluso de integrantes de su espacio.

Fue la situación del Party Gate la que impulsó el voto de confianza. Esto, sumado a la crisis inflacionaria del país y a la guerra entre Rusia y Ucrania de fondo, dejó a Johnson en la cuerda floja.

Notas Relacionadas