Jun 8, 2021 | Economía

Créditos UVA: una problemática irresuelta

Se presentaron dos proyectos legislativos para solucionar la imposibilidad de pagarlos
Créditos UVA y sus posibilidades de pago. Foto: Diario San Rafael

En 2016 el gobierno de Mauricio Macri lanzó una nueva forma de crédito Unidad de Valor Adquisitivo (UVA), el cual es actualizable 50% por Índice de Precios al Consumidor (IPC) y 50% por Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM). Los créditos podían ser hipotecarios (para la construcción), prendarios (para la compra de automóviles) o personales.   

En diálogo con Nota al Pie, el economista Fabian Medina menciona que la problemática se debe a que al actualizarse los montos de las cuotas de esa manera se ajustan de acuerdo a la inflación. “En argentina la inflación promedio es de 35% anual” mencionó.

No se condicen con la realidad

El economista Fabian Medina. Foto: Diario La Noticia WEB

El economista alegó que los bancos ganaron 400% en la cuota porque la UVA original en abril de 2016 estaba en 14 pesos cada UVA y hoy asciende a 80. “No pagas por cuota, pagas por cantidad de UVA. No solo te subieron el valor, sino que también la cantidad. Por ejemplo, hay gente que pagaba el valor de 112 UVA a 55 pesos y ahora paga 311 a 80”.

“Algunos de ellos pidieron el préstamo con la intención de comprar un auto y trabajar con eso. Debido a la pandemia no pudieron hacerlo más. Entonces ¿Cómo se paga?” cuestionó Medina.

También recordó la situación de la familia Macaluso de San Rafael, Mendoza. Ante la imposibilidad de pago del préstamo, se encuentran ejecutado en la Justicia. El Juzgado les otorgó, como plazo para el remate, el 31 de diciembre de este año. Plazo que fue pedido por el Banco de la Nación Argentina para el mes pasado, a saber mayo.

“El vicepresidente del banco nación los incita a que vendan las casas, los autos o las camionetas que compraron a fin de saldar la deuda. Eso es inhumano.” denunció el economista.

Medidas previas

Debido a las dificultades que atravesaban quienes solicitaron el crédito, en 2020 la Ley de Solidaridad 27.541 instó al Banco Central de la República Argentina (BCRA) a realizar una evaluación del sistema de préstamos UVA y a que estudiará mecanismos para mitigar sus efectos negativos.

En ese contexto se emitió en marzo de 2020 el Decreto 319/20. El mismo dictaba el congelamiento del valor de las cuotas; es decir que, hasta el 30 de septiembre del año en curso, la cuota mensual de los créditos hipotecarios que habían sido destinados a vivienda única y que se encontraban ocupados no podía ser superior a la cuota de marzo de 2020. En otras palabras, se congelaban las cuotas y se suspendían las ejecuciones hipotecarias, judiciales o extrajudiciales.

Vencido el plazo se emitió una prórroga a través del Decreto 767/2020, el cual establecía que debido a la situación de emergencia que nos encontramos vivenciando se extendía la vigencia de lo propuesto en el anterior decreto hasta el 31 de enero de 2021. 

La necesidad de una solución definitiva

Al finalizar la vigencia del Decreto 319/20, los mecanismos para regular las cuotas del crédito se encuentran en discusión. El pasado 14 de mayo se anunció que a partir del mes de junio las cuotas de los créditos hipotecarios otorgados no podrán superar el 35 % de los ingresos del tomador del crédito.

Actualmente se presentaron dos proyectos de ley por la oposición, que se encuentran en discusión. Uno de ellos presentado por el senador de Mendoza, Julio Cobos, y el otro por el senador de Jujuy, Mario Fiad. Ambos miembros de la Unión Cívica Radical (UCR) y ambos proyectos apuntan a prestar solución a la renegociación de créditos hipotecarios UVA.

Medina mencionó al respecto “Ninguno de los dos proyectos habla directamente de suspender la actualización. Pareciera que ambos siguen manejando el mismo esquema con el cual se generó la ley en 2016.” Y añadió “Si fue sacado por ley tiene que ser regulado por ley y no por los bancos porque va a ser siempre en detrimento de las personas.”

En ese marco es que explicó que para solucionar la situación hay que suspender la actualización del monto a cobrar y luego ver como modificar el sistema para que sea accesible. “hay que hacer una regulación desde el estado” y añadió “Sino, tenes que ir directamente por la vía legal, por la justicia. Pedís un amparo, para que no te suban los valores y después que se declare ilegal el sistema”.

Informó que existen dos características de estos créditos que los vuelven ilegales a saber: la ley de convertibilidad de 1991 y el Código Civil y Comercial. En el caso del primero hace referencia a que prohíbe la indexación de todo lo que sean deudas. Y el segundo, en el artículo 670 prohíbe el anatocismo de intereses, es decir, capitalizar y volver a generar interés. 

“Si ante un juzgado presentás una buena base podes generar la ilegalidad de la ley. Al caer la ley se cae el soporte y de ahí obligas a los bancos a llevarlos a un sistema normal.” Explicó medina.

Medina mencionó “Yo creo que tendrían que ir por la suspensión en lo parlamentario y en lo legal ir al fondo de la ilegalidad de la ley.” Y concluyó “Yo ya tengo la propuesta del proyecto de ley de suspensión. Estoy tratando con los diputados y senadores para ver cómo se puede implementar.” 

Compartir:

Notas Relacionadas

Nota Al Pie