Nov 19, 2021 | Gremiales

Garbarino: cierre de todos sus locales y despido masivo

La empresa, que ya alcanza una deuda de 15 mil millones de pesos, presentó concurso preventivo y despidió a más de 1800 empleades.

Garbarino
La presentación de concurso preventivo de Garbarino ante la justicia agrava la situación de los trabajadores despedidos de la firma en tanto, éste, obstaculiza un posible embargo de sus bienes. Crédito: Télam

Garbarino anunció que no acatará la conciliación obligatoria prevista ante el Ministerio de Trabajo. La presentación del concurso preventivo dejará a los ex empleados sin indemnización. El Presidente de la Nación, Alberto Fernández, y el Ministerio de Desarrollo Productivo asumieron el compromiso de ayudarlos.

La presentación de concurso preventivo se realizó ante el Juzgado N°14 dónde, justamente, se estaban tramitando pedidos de quiebra que tiene la cadena con Aerolíneas Argentinas, bancos y proveedores.

Garbarino explica que el concurso que presentan les permitirá ordenar sus cuentas, revisar operaciones anteriores a la actual gestión y saldar deudas en función de las posibilidades que tengan con los acreedores.

Desde el punto de vista legal, la multiempresa, tramita concursos paralelos. Por ejemplo, Compumundo, perteneciente a la firma, se tramita en el Juzgado Nº 7. Se estima que Garbarino Viajes también considera presentar concurso debido a sus deudas.

Sin embargo, el centro del problema con los acreedores se centra en Garbarino SAIC, que refiere solo a la famosa cadena de electrodomésticos y su mayor conflicto es la deuda salarial.

Garbarino
La empresa argumenta que no tiene ingreso pero pretende lanzar una plataforma virtual de venta de productos de terceros al estilo Mercado Libre. Crédito: IndyMedia

Situación laboral

Les trabajadores son los más comprometidos en este contexto. Llevan seis meses sin goce de sueldo, sin obra social ni aportes. Los despidos, las indemnizaciones y los salarios adeudados entran a la masa concursal. Les empleades tendrían privilegio antes que los proveedores y los bancos.

Mariana Casares, vicepresidenta de Garbarino, quién participó de la conciliación obligatoria del Ministerio, sostuvo para el medio BAE negocios que “No podemos hacer nada, tenemos todos los locales cerrados, no facturamos, no tenemos ingresos y no podemos pagar salarios”.

“La conciliación pide que vuelvan a su lugar de trabajo, pero no tengo puestos de trabajo” (ni locales), agregó la referente gerencial. El Ministerio de Trabajo evalúa multar al empresario Carlos Rosales, tesorero de San Lorenzo, que en el 2020 compró la empresa y no cumplió con los compromisos estipulados.


La voz de les trabajadores

Desde el gremio laboral, Erica Sálazar, delegada de la firma en Plaza Oeste Shopping, señaló al mismo medio que “Los despidos nos dejan afuera de la Repro (Programa de recuperación productiva: subsidio del Estado a los salarios de empleados de empresas que se declaren con problemas para cumplir con sus compromisos)”. 

“Ahora estamos sin sueldo ni indemnización tampoco […] Si nadie nos asiste, no se como haremos para vivir. Esperamos que el Ministerio de Trabajo los sancione y multe por no acatar la Conciliación Obligatoria”, prosiguió la delegada para BAE negocios. 

El proyecto de la empresa es un relanzamiento de Garbarino y Compumundo en base a una plataforma al estilo de mercado libre donde distintos vendedores suban sus productos. Esta marca, de casi 70 años, busca sostener un sistema casi sin empleades y sin locales.

Esto lleva a preguntarse si es un emprendimiento de lo que se conoce como nueva productividad del trabajo o será una fuente de financiación para les acreedores

La empresa que, en algún momento estuvo en manos del empresario Carlos Rosales, en el año 2020 vendió todos los muebles de sus oficinas centrales de la calle Ugarte, en la Ciudad de Buenos Aires. Sin embargo, el saldo de esta venta no tuvo como destino a sus ex trabajadores.

Garbarino
Esta marca, de casi 70 años, busca sostener un sistema casi sin empleades y sin locales. Crédito: el1digital.com

Estrategia legal de la empresa

El recurso de concurso preventivo tiene como finalidad renegociar su deuda que incluye 6 meses de sueldos atrasados y, así, evitar saldar la cuantiosa masa salarial con sus ex empleados. La medida preventiva elude la quiebra de Garbarino. Lo que llevaría a la ejecución de sus bienes.

La compañía busca llegar a un acuerdo, con aval judicial, de las entidades financieras y acreedores. Esto genera mayor dificultad en que se retrotraigan los despidos y deja abierta la posibilidad de no pagar todo lo adeudado a los trabajadores.

El primer comprador de Garbarino, Carlos Rosales, tomó una empresa endeudada para llevar adelante su vaciamiento y reconversión. Recibió subsidios del Estado para pagar salarios, pero cuando esta ayuda estatal decreció se cortó la cadena de pagos.

El empresario y dirigente del Club, San Lorenzo de Almagro, (Rosales) buscó un socio como Facundo Prado, con quién no tuvo acuerdo, entonces, la convocatoria tomó el camino de un concurso de acreedores que finalizó siendo la opción necesaria para la empresa.

La resolución oficial obliga a ambas partes a poner la situación en suspenso. Durante las próximas dos semanas, el gremio deberá abstenerse de realizar cualquier medida de fuerza u otra acción directa. A la vez, Garbarino deberá dejar sin efecto desvinculaciones de bienes durante ese plazo.

Notas Relacionadas

¡RECIBÍ LA MEJOR INFO!

Mantenete al día con las noticias que más te importan

Bienvenido a la actualidad