viernes 12 de abril de 2024

El G7 cierra su cumbre en Japón con una mirada crítica a China

Del 19 al 21 de mayo se llevó a cabo una nueva reunión del Grupo de los Siete que funcionó como una extensión del eje atlantista. Asimismo, el encuentro evidenció la intención de escalar los niveles de confrontación con el gigante asiático.
G7
El G7 reunió a les representantes de Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Alemania, Japón, Canadá e Italia. Crédito: Europapress.

Del 19 al 21 del corriente mes, en Hiroshima, se llevó a cabo una nueva e importante cumbre del Grupo de los Siete (G7). Mientras que en paralelo se desarrollaron otras dos instancias que evidenciaron el tránsito hacia la multipolaridad en el sistema internacional, la cumbre del G7 funcionó como un extensión más del eje atlantista. 

Es que a lo largo de las jornadas, más allá de la esperable postura belicista con respecto al conflicto en Ucrania, los líderes de las economías más importantes de Occidente optaron por acoplarse a la estrategia de Washington de seguir aumentando los niveles de confrontación con China.  

Desde Pekín advirtieron que, lejos de aportar a la estabilidad mundial, lo que hizo el accionar del G7 en Japón fue “entorpecer la paz internacional, dañar la estabilidad regional y suprimir el desarrollo de otros países”.

Las críticas a China

En la declaración consensuada por los miembros del G7 en Hiroshima, varios son los párrafos dedicados al gigante euroasiático. La estrategia diseñada desde Washington para poner a China como una amenaza para Occidente, a pesar de que hubo actores, como el eje franco-alemán, que pidieron bajar los niveles de confrontación con Pekín, se vio expresada en el comunicado.

G7
Occidente se comprometió a enviar aún más armas a Kiev para combatir a Rusia. Crédito: RTVE.

Si bien los líderes del G7 aclararon que “no nos estamos desvinculando ni volviendo hacia adentro”, advirtieron que “reduciremos las dependencias excesivas en nuestras cadenas de suministro críticas”, en referencia a las relaciones comerciales con el gigante asiatico.

En ese sentido, desde Occidente afirmaron que las políticas comerciales de China en el mercado global “distorsionan la economía mundial”. Del mismo modo, sostuvieron que buscarán fomentar “la resiliencia a la coerción económica”.

Sin embargo, lo que más enojó a Pekín fue la injerencia en los asuntos internos de la política china. El G7 afirmó estar preocupado “por la situación en los mares de China Oriental y Meridional”, uno de los grandes focos de conflicto del gigante asiático con Estados Unidos.

G7
En las calles de Hiroshima también se volvieron a ver las habituales protestas que suceden ante cada cumbre del G7. Crédito: El Confidencial.

La cuestión Taiwán, por supuesto, también estuvo presente. Las potencias occidentales aseveraron que “reafirmamos la importancia de la paz y la estabilidad a través del Estrecho de Taiwán como indispensables para la seguridad y la prosperidad en la comunidad internacional”. 

Por último, el G7 manifestó que “seguiremos expresando nuestras preocupaciones sobre la situación de los derechos humanos en China, incluso en el Tíbet y Xinjiang, donde el trabajo forzoso es una gran preocupación para nosotros”.

La respuesta china 

A través de un portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores, el gigante asiático afirmó que “el G7 insistió en manipular los asuntos relacionados con China, difamando y atacando al país e interfiriendo gravemente en los asuntos internos”. Luego de que el comunicado conjunto salió a la luz, el gobierno chino expresó “su fuerte descontento y su firme oposición” y afirmó que presentó las quejas pertinentes a Japón, el país anfitrión.

Respecto a la cuestión Taiwán, como cada vez que es consultado, el gobierno de Xi Jinping afirmó que “la resolución del problema de Taiwán es asunto del pueblo chino y debe ser decidido por él”. Del mismo modo, las autoridades chinas remarcaron que el G7 sigue afirmando mantener la paz en la región “pero nunca menciona su oposición a la independencia de Taiwan”.

En la misma línea, China sostuvo en relación a las críticas por Hong Kong, Xinjiang y Tíbet, que “se opone firmemente a cualquier interferencia de fuerzas externas bajo el pretexto de los DDHH”. Además, el gobierno chino llamó al G7 a reflexionar su propia historia en relación a los abusos contra los derechos humanos.

Por otro lado, China acusó de coerción económica a EE.UU. por las sanciones unilaterales e incluso por el desacoplamiento de rupturas de cadenas de suministro. “El G7 debe reflexionar sobre sí mismo y cambiar de rumbo”, sentenció el gobierno asiático.

Compartir:

Nota al Pie es un joven medio alternativo y autogestivo. Precisamos tu aporte para sostener el día a día de un periodismo popular que encuentra cada día más dificultades para mantenerse independiente. Con tu suscripción mensual nos ayudás muchísimo. Podés cancelarla cuando quieras. Por mail te iremos informando de los beneficios de ser parte de Nota al Pie.
¡Muchas Gracias!

Notas Relacionadas

Seguir Leyendo

Rayos Láser y una noche para la historia en Niceto Club

La banda cordobesa de rock & pop alternativo se presentó en el recinto porteño con su show “Nuestra historia”, en donde recorrieron lo mejor de sus 13 años de carrera en los escenarios.

Premio consuelo: se confirmó la inauguración del Mundial 2030 en Sudamérica

Sin la presencia de Javier Milei, el acto estuvo presidido por Alejandro Domínguez y Gianni Infantino, presidentes de Conmebol y FIFA. Los mandatarios de Uruguay y Paraguay formaron parte del encuentro.

La memoria en peligro: ¿Qué está pasando con la secretaría de Derechos Humanos? 

El último trabajador que quedaba en la Secretaría de Derechos Humanos, que se ocupaba de mantener activa la página web sobre los Juicios por Crímenes de Lesa Humanidad, fue despedido. Mientras tanto, el ministro de Defensa posa junto a familiares de genocidas.

Ultimas Noticias

Más del autor

Nota al Pie | Noticias en contexto