Oct 9, 2021 | Cultura

Corrientes: tambores que despiertan devoción al “Santo Cambá”

Nota al Pie dialogó con La Fuegah, Alicia Insaurralde y Osvaldo Caballero, integrantes de la Cofradía San Baltasar, en el marco de una muestra fotográfica.
La Fuegah acompañó la celebración cantando y bailando al ritmo de los tambores. Créditos: Sebastián Molina.

“Santo Cambá: hij@s, custodi@s y rituales” es una muestra fotográfica que está expuesta en el Centro Cultural Universitario, en Corrientes capital. La misma reúne registros de las distintas maneras de rendir culto a San Baltasar, una de las festividades que cobró relevancia en los últimos años. 

La fiesta litúrgica de este santo es en el mes de enero. Sin embargo, por la situación sanitaria los festejos no se realizaron como de costumbre. Es por esto que se adoptaron distintas actividades para honrar esta devoción y acompañar la muestra con números artísticos, danzas, coplas y rezos.

Nota al Pie conversó sobre el tema con Chavela la Fuegah, artista y devote del santo, Osvaldo Caballero y Alicia Insaurralde, referentes de la festividad.

San Baltasar

“San Baltasar significa la primera pulsión, el primer latido que me acompañó desde que escuché el tambor. Es el arder, las ganas de bailar, de ser libre, es un símbolo, un signo”, dijo Chavela la Fuegah, artista y devote del santo, en diálogo con Nota al Pie.

Chavela, hace seis años que participa de esta festividad. “Estoy feliz de poder compartir mi arte, que busca crear un diálogo entre las culturas tradicionales del folclore latinoamericano con las identidades disidentes”, pronunció.

Todes les devotes definen de una manera especial al santo cambá. “Yo como digo en mi copla, digo que es un signo de amor, de libertad, de resistencia”, dice La Fuegah. Y agrega “es muy necesario empezar a reconstruir nuestra identidad a partir de reafirmar que, en Corrientes, en el litoral y en la argentina existe la descendencia afro”.

La muestra está compuesta por fotografías de distintas dimensiones y está curada por Ronald Isler y Ana Belén Cavalieri. Además, cuenta con la colaboración de Carlos Quiñones y Darío Román

Son casi 30 años de tradición

Baltasar es considerado rey del candombe, basado en uno de los tres reyes magos presentados por la religión cristiana. Se rinde culto mediante toques, bailes y danzas de influencia africana.

Una de las particularidades de esta celebración es la manifestación de peregrines y devotes en las calles. Una tradición que se recuperó en 1993 y desde entonces cobró mayor fuerza, a tal punto de ser ícono cultural y religioso en Corrientes. 

La muestra concluirá el 13 de octubre con la Retreta de la Banda del Servicio Penitenciario. Crédito CCU.

Antes “por una cuestión de discriminación e ignorancia se trataba a la fiesta del santo como algo malo, se demonizaba, pero resurgió y hoy es un símbolo de la descendencia afro y cada vez con mayor convocatoria, gente que acompaña, sale a la calle, baila, y sale al encuentro con el otro”, dijo La Fuegah. 

Las primeras celebraciones comenzaron con la iniciativa de Fortunato Rofé y Toni Cortéz. Hoy en día, son encabezadas por Osvaldo Caballero y Alicia Insaurralde, a quienes Nota al Pie entrevistó.

“En su momento todo lo que era negro era olvidado, defenestrado, desplazado, esclavizado. Porque ellos nunca nacieron esclavos, fueron esclavizados, precisamente por la gran cantidad de familias afrodescendientes que vivían en Corrientes lo eligieron como su santo”, denuncio Osvaldo Caballero, referente de la festividad.

La festividad

Tradicionalmente las celebraciones se realizan en el barrio correntino denominado Camba Cuá. Caballero explico que es “porque camba cuá en guaraní quiere decir “la cueva de los negros” donde hace mucho tiempo era el suburbio de la ciudad”.

La Cofradía de San Baltazar, integrada por varias familias se reúnen para realizar el tradicional toque de tambores y el baile como actividad central de la celebración. 

“Los negros, en la época en que estaban esclavizades, se vestían con la ropa que les daban sus amos, pero el rojo y el dorado representan los colores del reinado, por eso simbolizan al santo rey. Y el color blanco que siempre acompaña”, enunció La Fuegah.

Los atuendos de Alicia y Osvaldo, fueron donados por fieles del Congo. Crédito: Sebastián Molina.

La figura de este santo es un ícono religioso que despierta devoción en distintos puntos de la provincia. “Los fieles correntinos, se acercan hace mucho tiempo. Todos los años, 5 y 6 de enero se hacen las misas, y al término la procesión con el toque de los tambores, hasta llegar a la ermita del parque camba cuá”, aseguró Caballero.

“No nos fue fácil empezar con estas fiestas, es una responsabilidad enorme. Yo, por ejemplo, me sentaba en pleno enero a hacer alrededor de seiscientas antorchas para cumplir con mi santo para que él no deje de salir a la calle, y estar con su gente”, expresó Alicia Insaurralde.

Fe y devoción

Alicia Isaurralde, manifestó que “todos los pedidos que le hacemos nos cumple, ya sea de enfermedad o bienes materiales”. Además, dijo que en sus oraciones siempre ocupan un lugar importante aquellas personas que sufren por motivos de salud. “En su momento pedí por la salud de Carmen Barbieri, de Martín Isaurralde, Tato Romero Feris (ex gobernador de Corrientes)”. 

Agregó que “pedí y pido por las personas, por más que no las conozca. escucho en la radio o me piden y yo rezo porque para él todos somos iguales”. Consultada por los motivos por los que lo hace aseguró que lo que la mueve es “la fe y la devoción”.

Año a año miles de fieles peregrinan hacia Alemania, lugar donde descansan los restos del santo, pero también hacia los altares menores en distintas partes del mundo. “La fiesta ya no es del barrio camba cuá, sino de Corrientes y del mundo, porque vienen ucranianos, franceses, alemanes, españoles y del Congo. Siempre san Baltasar, año a año va sumando sus fieles”, finalizó Insaurralde.

Compartir:

Notas Relacionadas

Nota Al Pie