May 3, 2021 | Cultura

Tres Arroyos: las voces raperas se hacen oír

Un grupo de jóvenes expresa sus pensamientos y sentires a través del rap.
Batalla en la Plaza Islas Malvinas Crédito: La Rueda Audiovisual.

Aproximadamente desde el año 2012 comenzó a vislumbrarse en las plazas de Tres Arroyos, ciudad ubicada a 500 km de Buenos Aires, un grupo de pibes dispuestos a ponerle voz y flow a sus sentires y formas de ver el mundo. 

En diálogo con Nota al Pie, Franco Rodríguez, alias “Chino”, rapero de la ciudad, comentó que al comienzo eran cinco jóvenes. “Competíamos y después cambiábamos y éramos jurado, era como todo el mismo entorno entre nosotros cinco”, recordó.

En la actualidad Tresa RAP, grupo destinado a la organización de competencias y eventos de rap, reúne en sus batallas “como a cien personas en una misma competencia”, manifestó el Chino.

“Antes no prestaba atención nadie y ahora ha evolucionado un montón, se llena de gente, está muy bueno, están metiéndole a full los pibes de acá y van a lograr algo lindo creo yo”, dijo el rapero. 

El amigo del Chino, Martín Vidal, fue quien lo llevó a las competencias y desde allí comenzó a involucrarse más con el rap. 

“El falleció, así que por ahí ahora ya lo siento más por el lado de él, de decir, ‘mirá compañero sigo en esta, sigo acá, demostrando lo que somos, lo que fuimos, lo que aprendimos’; y gracias a todo lo que me enseñó voy demostrándolo ahí en el momento del freestyle o de la letra que tenga que escribir. Siempre, manteniéndolo presente”, afirmó el Chino.

Las letras

Franco es cantautor y a su vez tiene un grupo llamado “CSR Crew”. Les integrantes componen sus propias letras plasmando en ellas “lo que vivimos, lo que pensamos”, comentó el Chino. Además, agregó que el freestyle lo dejan para las competencias.

Por otro lado, Ezequiel Santa María, llamado “Zeke”, conversó también con Nota al Pie. En relación a la composición de sus letras, explicó que las temáticas versan sobre cuestiones personales, vivencias propias como a su vez cuestiones sociales. 

“Tengo mucha influencia de parte, ponele, Wos que trata cosas muy sociales” explicó Zeke. “Me gusta escribir por ese lado, pero también no dejo aparte todo lo que es la espiritualidad, a mí me gusta mucho que la gente conecte consigo misma”, agregó.

El rap atraviesa a les pibes

El Chino dio su mirada acerca de lo que es para él el rap. En ese sentido, expresó: “yo lo defino como poesía, revolución, amor, amor, mucho amor, para mí ya es parte de mi vida, como que es vivir todo el día a rap, escribiendo, componiendo algo, estar con mis amigos tirando free, craneando a futuro proyectos”.

Por su parte, a Zeke el freestyle le resultó “muy terapéutico, como en todo arte, llega un momento en que ya le abrís la puerta al inconsciente y uno ya no sabe que está diciendo”.

“Se da eso de que te podés expresar de una manera tan libre que ni siquiera vos te ponés un filtro y el rap tiene mucho de eso. Las raíces de lo que es el hip hop es mucha denuncia por lo que era El Bronx, allá en New York, tiene toda esa parte revolucionaria que a mí me re gusta, me re interesa”, expresó.

Para Zeke, en Tres Arroyos se formó una comunidad “re fuerte entre pibes de 12 años hasta veintipico”. “Es un espacio de encuentro muy lindo, muy compartido, todo eso sumado con lo que es la libertad de expresión personal, el autoconocimiento, la revolución del arte mismo, el arte como herramienta para transformar, sumado a una comunidad re copada fue como ‘no, listo, este es mi lugar’”, manifestó el rapero.

Batalla en el Parque Cabañas Crédito: La Rueda Audiovisual.

Las batallas

Alrededor de dos raperos o raperas batiéndose a duelos de palabras que fluyen con estilo, presencia, contenido y consistencia, les jurades les observan. Mientras tanto, un conjunto de compañeres arengan el juego verborrágico entre dos jóvenes mimetizades por el dialecto, las ideas y el beat o base que suena de fondo. Les jóvenes están en su salsa, plantándose en el espacio público para reivindicar su irreverencia, la libertad, sus convicciones y deseos, llenando de flow la ciudad.

Zeke comentó su sentir con respecto a las batallas y expresó que “es una mezcla de adrenalina con incertidumbre, con miedo, con decir ‘estoy acá y me la re banco, pero me tiemblan los pies’, y es como ‘ah bueno no pasa nada’, y hacerse cargo de todo eso que se está transitando ahí en el momento y decir ‘bueno, toda esta energía la tengo que canalizar’”.

El rapero, también estudiante de teatro en Buenos Aires, agregó que el Zeke es un personaje construido a medida que experimenta “desde el teatro, desde el rap, desde una compe, desde freestaylear con gente”.

“Defino mi identidad y la defiendo y la construyo, es salir ahí a la cancha con gente y decir, soy esto”, afirmó el rapero. 

La música y el mainstream

“Me da un poco de pena que se haya hecho tan mainstream y que el trap sea hoy lo dominante y que las temáticas que se abordan, el contenido que se transmite es bastante decepcionante”, criticó Zeke.

“Si yo algún día llego ahí, no voy a estar con, ‘uh si, tengo altas llantas y me gusta usar diamantes y todas esas cosas’”, aseguró el rapero. “Piola amigo pero dame un mensaje, podés hablar de ambientalismo, podés hablar de política, podés hablar de un montón de cosas”, agregó.

“La parte de revolución se dejó un toque de lado para hoy ver todo lo que es el hip hop, la música, como una herramienta para poder pegarme, para poder generar plata, yo creo que ese pensamiento atraviesa bastante a la juventud”, comentó Zeke. Asimismo dijo que no todes les jóvenes se posicionan de esta forma.

Tres Arroyos y el rap

Para Zeke, en Tres Arroyos “se está empezando a ganar bastantes cosas muy interesantes”, y expresó que se nota “un crecimiento exponencial desde el arte”.

El rapero contó que les pibes rapeadores de las plazas comenzaron a presentarse en bares, restaurantes, confiterías, pero en la charla se preguntó a su vez: “¿por qué eso surge de espacios privados?”

“No veo un interés genuino de lo que es la Municipalidad, hoy en día los pibes están organizando todo, hay que reconocérselos, somos pendejos, que tenemos 20 años y estamos haciendo más que la Municipalidad”, agregó el joven. 

“Alguien tiene algo re piola para hacer, pero tiene que ser aprobado por la élite, todo lo copado es muy underground todavía, falta reconocimiento por parte de las autoridades”, reafirmó Zeke.

Batalla en el Parque Cabañas Créditos: La Rueda Audiovisual.

Las féminas ganan espacio en el rap

El estudiante de teatro contó cómo algunas pibas “se la re bancan” en un espacio que es “ultramachista históricamente, muy misógino”. “Tienen más aguante que muchos chabones porque realmente son grosas en lo que hacen y se plantan y generan ese contenido de denuncia, de decir, ‘che loco, vamos a cambiar esto’, entonces está muy piola”, afirmó Zeke.

En la misma línea, el Chino manifestó: “he visto que Tresa RAP ha hecho movidas y han participado bastantes mujeres, he visto como tres cuatro mujeres que están, le están metiendo al rap y eso es buenísimo, para que más mujeres se puedan incluir y vean que sí se puede”.

Compartir:

Notas Relacionadas

Nota Al Pie