domingo 14 de abril de 2024

Los yaguaretés volvieron a Corrientes, por un plan contra su extinción

El Programa de Reintroducción en Iberá ya lleva 21 individuos habitando los esteros, algunos naciendo en libertad. Nota al Pie conversó con Sebastián Di Martino, de la Fundación Rewilding Argentina.
yaguaretés
Después de 130 años, la población de yaguaretés crece en Iberá. Crédito: Fundación Rewilding Argentina.

Desde hace casi 10 años, la Fundación Rewilding Argentina está desarrollando un plan histórico: el regreso del yaguareté a Corrientes. La especie estaba extinta en la provincia en los últimos 130 años, pero ahora hay 21 individuos no solo poblando el Parque Nacional Iberá, sino también sus alrededores.

La primera yaguareté en llegar a Iberá fue Tobuna, desde el Bioparque de Batán. Pronto se le sumaron trece individuos más, procedentes de otras regiones de Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay. Los primeros ejemplares fueron liberados hace 3 años, y algunos ya se han reproducido, por lo que hay yaguaretés nacidos en total libertad. 

Todos se adaptaron muy bien al ambiente, e incluso días atrás, unos pescadores filmaron a uno cruzando el Río Paraná. Se trata de Mombyry, quien nació libre de cautiverio.

Nota al Pie se comunicó con Sebastián Di Martino, director de Conservación de la Fundación Rewilding Argentina para conocer los avances de este proyecto.

El regreso del yaguareté a Corrientes

El proyecto de reintroducción comenzó hace muchos años, y hace tres años liberamos los primeros ejemplares en Iberá. Hasta ahora hemos soltado en total 9 ejemplares, entre machos, hembras y cachorros. A su vez, dos hembras han tenido dos cachorros cada una. Esos animales se han adaptado muy bien, incluso los que se liberaron como cachorritos pequeños, que tenían entre 3 y 4 meses, ya son adultos que se han reproducido”, comenzó explicando Di Martino. 

En total en Iberá hay 21 ejemplares viviendo libres. “El proyecto va super bien, los animales están adaptados a vivir en el interior del Parque. Seguimos incorporando ejemplares al Proyecto, ahora con el objetivo de aumentar la variabilidad genética y reducir la endogamia de la población fundadora”, agregó. 

Por eso desde Paraguay llegó Carataí, un macho que no tiene relación de parentesco con ninguno de los ejemplares que viven libres. Di Martino comentó que “vino de un Centro de Rescate de Fauna que se llama Refugio de Vida Silvestre Urutaú, en la localidad de Filadelfia, en el Chaco paraguayo. Mataron a la madre y el gobierno lo rescató de cachorro, llevándolo a este centro de rescate, y ahora vino a Iberá. Hace poco tiempo también trajimos otro macho, Porá, de Brasil”.


Recientemente, se observó un yaguareté nadando en el Río Paraná, cerca de Itá Ibaté. Se trató de Mombyry un macho del proyecto que nació en libertad. “Es un juvenil de menos de 2 años de edad. En general, los machos jóvenes son los que tienden a dispersar, con movimientos más grandes de exploración, al azar. Son expulsados del territorio por machos adultos y salen a explorar otros territorios con hembras y sin machos adultos”, aclaró.

yaguaretés
Se trata del primer y único proyecto de reintroducción de yaguaretés a nivel mundial. Crédito: Instituto Balseiro.

Seguimiento de los yaguaretés

De Mombyry saben que comenzó a dispersarse hace unos meses. “Salió del Parque en dirección hacia zonas de campos privados. Nosotros recibimos noticias de las personas que van encontrando sus huellas, incluso algún avistaje furtivo. Vamos acompañando sus movimientos contándole a la gente de su existencia, que no es un animal peligroso ni para las personas ni para el ganado, que no hay que molestarlo, que hay que dejarlo tranquilo. La respuesta de los correntinos ha sido excepcional”, sostuvo Di Martino.

“Toda la gente que ha observado huellas o lo ha visto fortuitamente nos ha avisado con ánimos de proteger al animal. Es algo que a nosotros nos pone muy contentos. Hace muchos años que estamos trabajando junto a comunidades locales contando sobre este proyecto, y preparándonos para cuando los yaguaretés comiencen a dispersarse. Este evento es el primero y ojalá no sea el único, porque quiere decir que este proyecto va creciendo”, relató. 

A los yaguaretés nacidos en libertad se les va colocando el collar satelital a medida que van creciendo. “Cuando van creciendo y tienen el tamaño suficiente, intentamos capturarlos para ponerles el collar”, aseveró. En el caso de Mombyry, como es un individuo joven todavía no lo lleva puesto.

yaguaretés
Los yaguaretés nacidos dentro del Proyecto o provenientes de otros orígenes silvestres atraviesan distintas etapas hasta su suelta. Crédito: Fundación Rewilding Argentina.

Aprender a coexistir con la naturaleza

“Tenemos que acostumbrarnos a coexistir con la fauna. En el Proyecto Iberá estamos reintroduciendo muchas especies, como osos hormigueros, pecaríes, venados, guacamayos, y con todos pasa lo mismo. Por ejemplo, hoy tenemos algunos grupos de guacamayos que viven en las localidades de Villa Olivari, Loreto o en cercanías, después de 150 años de extinción. La gente los ve, los cuida, nos avisa cuando están”, indicó el entrevistado. 

“Hace poco se observó un oso hormiguero gigante en Rio Grande Do Sul, un estado de Brasil donde no se tienen registros desde hace 130 años. Puede tratarse de una expansión de la población introducida en Iberá. Son todas buenas noticias. Trabajamos dentro de un Parque pero, si los proyectos van bien, los animales se empiezan a dispersar hacia afuera y ahí es donde tiene que comenzar la coexistencia y el respeto”, expresó.

Si bien 21 animales puede no parecer un gran número, en Argentina quedan entre 200 y 250 yaguaretés. En otras zonas con yaguaretés, como el Parque Nacional Calilegua, en Jujuy, o Parque Nacional Iguazú, en Misiones, las poblaciones no superan los 5 o 10 individuos. 

“Corrientes, que no tenía ningún yaguareté, ahora alberga el 10% de su población. Además, es la provincia de la región chaqueña que más yaguaretés tiene. Hoy la economía de los pueblos en los alrededores de Iberá se mueve en torno al turismo de observación de fauna y el yaguareté sin dudas va a ser la joya del avistaje”, detalló Di Martino. 

Los números son súper auspiciosos. Esto que sucedió con Mombyry es un desafío que estábamos esperando, el cómo iban a ser recibidos los primeros avistamientos de yaguaretés. Hasta ahora el pueblo de la provincia de Corrientes ha dado el ejemplo total, mostrando una responsabilidad y predisposición a la coexistencia increíble. Eso es fundamental para el mantenimiento de esta población”, concluyó.

Compartir:

Nota al Pie es un joven medio alternativo y autogestivo. Precisamos tu aporte para sostener el día a día de un periodismo popular que encuentra cada día más dificultades para mantenerse independiente. Con tu suscripción mensual nos ayudás muchísimo. Podés cancelarla cuando quieras. Por mail te iremos informando de los beneficios de ser parte de Nota al Pie.
¡Muchas Gracias!

Notas Relacionadas

Seguir Leyendo

Reforma del Consejo de Seguridad: Brasil e India lo trabajarán en el G20

Lula y Narendra Modi consensuaron una propuesta para discutir en la próxima cumbre del Grupo de los 20, que se desarrollará en Brasil. ¿Se avecinan cambios sustantivos?

Javier Milei pone a la Argentina en el centro de un conflicto lejano

El Presidente expresó su preocupación por la escalada de tensiones en Oriente Medio, pero privilegia el alineamiento con Estados Unidos e Israel. Volvió antes desde su viaje privado a Estados Unidos y suspendió la ida a Dinamarca, donde se iba a terminar de concretar la compra de aviones F16 de origen estadounidense.

Cuentitos, política y análisis en esta nueva edición de la agenda literaria

Nota al Pie vuelve a traer un popurrí de temas que atraparan al lector con relatos infantiles, líneas de auto ayuda y escritores de “aquí y de allá”.

Ultimas Noticias

Más del autor

Nota al Pie | Noticias en contexto