Ago 23, 2022 | Sociedad

Vecines de Villa Pueyrredón y Villa Devoto ganaron la pulseada por una ciclovía mal proyectada

Tras dos meses de reclamos y manifestaciones semanales, lograron que el Gobierno porteño modifique el proyecto de la bicisenda que planeaba construir desde Avenida Constituyentes hasta Chivilcoy.
1. Vecinos de Devoto y Villa Pueyrredon se oponian a la instalacion de una nueva ciclovia. – credito Cristian Dominguez Cristian Dominguez
Vecines de Villa Devoto y Villa Pueyrredón se opusieron a la instalación de una nueva ciclovía. Crédito: Cristian Domínguez, Nota al Pie.

La semana pasada, vecines de las Comunas 11 y 12 lograron que el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires (GCBA) modifique el proyecto de una nueva ciclovía. La misma estaba proyectada para ser construida desde Avenida Constituyentes hasta Chivilcoy, atravesando Villa Pueyrredón y Villa Devoto, para unirse a las ya construidas en el barrio de Villa Urquiza

Ya hace años, los barrios de Villa Pueyrredón y Villa Devoto vienen sufriendo grandes modificaciones en su urbanización. Numerosas casas residenciales han sido cambiadas por edificios de gran altura en cada manzana; y también hubo cambios de sentido en sus calles, lo cual fue rechazado por la mayoría de sus vecines.

A fines de mayo, el GCBA informó que un tramo de la calle Carlos Antonio López iba a cambiar de sentido. Pero, además, anunció que se proyectaba hacer una nueva ciclovía por esa misma arteria barrial de la Ciudad de Buenos Aires.

El problema comenzó con la selección de esta calle, que es una arteria comercial y de gran circulación de transporte público. Esto despertó el malestar de muches vecines y comerciantes que desde julio comenzaron a reclamar y manifestarse en contra. 

2. Los reclamos eran por la reduccion del espacio para estacionar y el transito de transporte publico por la calle Carlos A. Lopez. – credito Cristian Dominguez Cristian Dominguez
Los reclamos eran por la reducción del espacio para estacionar y el tránsito de transporte público por la calle Carlos A. López. Crédito: Cristian Domínguez, Nota al Pie.

Un encuentro de participación ciudadana fallido

Les vecines de ambos barrios se unieron para reclamar que la nueva ciclovía se traslade a una calle paralela por donde no circule transporte público. Además, remarcan que es la única habilitada en la zona para estacionar sobre ambas manos.

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, visita estos barrios dos veces al año, en el marco de encuentros de participación ciudadana. Allí, se supone que les vecines podrían plantear sus problemas zonales. Sin embargo, terminan siendo reuniones propagandísticas y de marketing político, más aún con su deseosa candidatura presidencial. 

Durante los primeros días de julio, esa finalidad volvió a subrayarse. En ese entonces, les vecines se acercaron a su encuentro vecinal en el Instituto “Dulcísimo Nombre de Jesús” de Saavedra. Allí plantearon su oposición al proyecto de la ciclovía de la calle Carlos Antonio López, y detallaron las consecuencias que tendría su construcción.

Ante esto, Rodríguez Larreta respondió: “La ciclovía está proyectada para hacerse ahí, si no es funcional se trasladará a otra calle en el futuro”. Además, para justificar el proyecto usó la ya conocida consigna de que las ciclovías contribuyen  al cuidado del medio ambiente. 

Jueves de semaforazos

Frente a la negativa del jefe de Gobierno porteño, les vecines de ambos barrios se nuclearon para comenzar a manifestarse públicamente. Así, cada jueves de julio y agosto, comenzaron a marchar por el trayecto de la proyectada ciclovía. Las jornadas terminan con una concentración pacífica en el cruce de la Av. Mosconi y Artigas, donde se encuentra el centro comercial de Villa Pueyrredón. 

En la última manifestación, Nota al Pie habló con les vecines, quienes explicaron: “Nos organizamos en estos semaforazos para que nuestros reclamos no queden en la nada. No tenemos nada en contra de las bicicletas, pero que no nos quiten tanto espacio para estacionar”. Al respecto, se preguntaron dónde van a aparcar, ya que “en Pueyrredón no hay estacionamientos como en otros barrios”. 

Daniel Tombetta, el dueño de la popular vinoteca “La Casa de los Vinos”, ubicada en Carlos A. López y Av. San Martín, también se sumó a la protesta. “Aquí, en plena zona comercial, ya soportamos una reducción notable de estacionamiento grande cuando aceptamos que se realizará el Metrobús”.

En este sentido, agregó: “Entendemos que el transporte público es prioridad porque traslada a mucha gente, pero lo de la ciclovía ya nos parece una exageración. Ya ahora tenemos poquísimo lugar para que estacionen los clientes, con la ciclovía directamente estamos al horno”.

3. La union y los reclamos vecinales lograron que el proyecto se desestime y la ciclovia se proyecte en otra nueva calle. – credito Cristian Dominguez Cristian Dominguez
La unión y los reclamos vecinales lograron que el proyecto se desestime y la ciclovía se proyecte en otra nueva calle. Crédito: Cristian Domínguez, Nota al Pie.

Una solicitud creada en el sitio Change.org

Les vecines también se organizaron de forma virtual, y crearon un reclamo en la página Change.org. La iniciativa para trasladar la ciclovía a una arteria paralela ya cuenta con el apoyo de más de 3000 firmas.  

“Reclamamos una instancia de participación ciudadana en donde se escuche nuestra opinión, y también dar oído a las alternativas propuestas; dejando bien en claro que no estamos en contra de las ciclovías”, expresan les vecines en la página.

En cuanto a los motivos de su postura, explicaron: “Si actualmente hay tantos inconvenientes para dejar el auto estacionado en dicha calle y todas las adyacentes, es muy fácil darse cuenta de que el hacer una ciclovía en esta calle potenciaría el problema en una magnitud imposible de ser resuelta buscando otro lugar en calles transversales o paralelas”. 

El inicio de la construcción de la ciclovía profundizó los ánimos

Para la primera semana de agosto, les vecines se sorprendieron al ver máquinas y obreros en la intersección de Av. San Martín y Carlos A. Lopez, donde comenzó la obra. 

Pero además, la mayor sorpresa fue cuando se percataron de las dimensiones de la misma. La calzada de la calle tiene un total de 7,5 metros y la ciclovía tiene un ancho de 2,5 metros.

Un triunfo vecinal

El reclamo vecinal cumplía así casi un mes, y sumaba nuevas evidencias de que el proyecto no era viable. Entonces, las manifestaciones y protestas se incrementaron tanto en las calles como en las redes sociales. 

De esta forma, los reclamos llegaron a oídos de les funcionaries de la Comuna 12, quienes confirmaron la planificación de la ciclovía en los barrios de la Ciudad de Buenos Aires; e hicieron un puente con les empleades de tránsito, quienes desconocían las circunstancias particulares de la calle Carlos A. Lopez.

Esta se vio afectada por la construcción indiscriminada de edificios, luego de que el mismo Gobierno de la Ciudad cambiara el Factor de Ocupación Total (FOT), que indica la cantidad de metros cuadrados máximos que pueden construirse. Además, la calle presenta la circulación de la línea 114 de tránsito y varios comercios. 

Nota al Pie también habló con la vecina  Sandra Dominguez, quien forma parte activa de la movida y concentración de vecinos. “Elevamos un informe preciso y reclamos por la nueva ciclovía a la secretaria de Transporte de la Ciudad, con muy poca respuesta”, comentó.

A su vez, relató que participaron de una charla con Rodríguez Larreta en Saavedra, donde expusieron su opinión y propuestas. “Simplemente nos respondió que la ciclovía en Carlos A. Lopez no funcionaba, se podía sacar y se emplazaba más adelante en  una nueva calle”, contó.  

En este sentido, subrayó que su respuesta fue repreguntar. “¿Por qué con nuestros impuestos pagamos dos ciclovías? A su vez, con los vecinos relevamos toda la zona para ver la cantidad de edificios, y la escasez de cocheras de alquiler en la zona. En conjunto con todo esto hicimos un informe socioambiental  y  un escrito para presentar en la Justicia Ordinaria”. 

Para finalizar, la vecina expresó: “En la última marcha se sumó mucha gente, con más de 3.800 peticiones online. Y esta última semana se comunicó el jefe de la comuna 12, Gabriel Borges, para avisarnos que tenían una reunión con Tránsito, y que la ciclovía en la calle Lopez estaba desestimada”. 

En resumen, la unión de les vecines de dos comunas junto con sus reclamos y protestas durante dos meses; más la construcción de dos calles de la ciclovía dieron como resultado el cierre del proyecto sobre la calle Carlos A. Lopez. 

Compartir:

Notas Relacionadas

Nota al Pie | Noticias en contexto