Ene 25, 2023 | Política

Unidad Piquetera volvió a marchar en repudio por las bajas del Potenciar Trabajo

Se movilizaron en horas de la tarde al Ministerio de Desarrollo Social. Pidieron ser recibidos por la ministra Victoria Tolosa Paz para reclamar por les 160 mil beneficiaries dados de baja en el programa
Unidad Piquetera
Créditos: Federico Groba

Organizaciones sociales que conforman la Unidad Piquetera se movilizaron este miércoles hacia el Ministerio de Desarrollo Social tras denunciar que más de 155 mil beneficiaries del programa Potenciar Trabajo se vieron afectades por la suspensión del mismo.

La marcha comenzó a las 14:00 teniendo como puntos de partida el Obelisco y el cruce de la Avenida 9 de Julio e Independencia. Advierten desde la Unidad que permanecerán en el Ministerio hasta que se revierta esa situación. Se espera la presencia de integrantes de Libres del Sur, el Polo Obrero, el MTR (Movimiento Teresa Rodríguez) y el FOL (Frente de Organizaciones en Lucha), entre otros.

Entre las exigencias a concretar, reclamaron una reunión urgente con la ministra Victoria Tolosa Paz, el cese de las suspensiones y que todas las personas afectadas sean citadas en su distrito. Además, sostuvieron la apertura de nuevos cupos para planes sociales y el aumento del monto a un salario igual a la canasta básica.

“Estamos ante un ajuste salvaje contra quienes menos tienen. No hay ningún objetivo de transparencia, el objetivo es avanzar con despidos masivos del programa a pedido del FMI, que reclama recortar el gasto en asistencia social», sostuvieron desde Unidad Piquetera en un comunicado.

Además, en la misma publicación, sus integrantes sentenciaron que desde el Gobierno pretenden avanzar con los recortes, «tal como lo hicieron con jubilados y como vienen haciendo con el salario de los y las laburantes, frente a las altísimas y ganancias de las empresas”.

Facundo Garcia 15
Crédito: Facundo Garcia

Marchas organizadas en todo el país

Desde Unidad Piquetera llamaron a movilizarse en todo el país. Mientras amenazaron con un acampe por tiempo indeterminado, esperan que el Gobierno revierta la suspensión de beneficiarios que no validaron sus datos a través de la App Mi Argentina. Por otra parte, solicitaron que se extienda el plazo para realizar dicho trámite.

“No se trata de familias que salieron de su situación de pobreza o dejaron de cumplir los requisitos del programa. Solamente no pudieron realizar la actualización de datos por Internet», remarcaron desde la unidad.

Además, dieron cuenta de una problemática mayor: «Por la falta de conectividad y de servicios básicos en pueblos y barriadas de todo el país, 160.000 personas en situación de extrema vulneración social van a ver recortado su único ingreso miserable de menos de $33.000».

Sostuvieron que estas políticas de ajuste, no tiene en cuenta la necesidad básica de las familias, «cuando la canasta básica para no ser pobre llega a $150.000 y la de indigencia a $67.000. Muchas personas afectadas son mujeres que son sostén de sus hogares”

Por otra parte, en medio de su reclamo justo y necesario, las distintas agrupaciones piqueteras y organizaciones sociales aseguraron que «desde CFK a Larreta, Bullrich y Milei son parte de una campaña de estigmatización y ataque para poder llevar adelante esta ofensiva».

Para finalizar, dejaron en claro que este proceder en contra de las organizaciones «cuenta con el aval de Persico y Grabois. Actúan en defensa de los intereses del Fondo y las patronales».

Compartir:

Notas Relacionadas

Nota al Pie | Noticias en contexto