lunes 15 de abril de 2024

Dune: el viaje surrealista de Jodorowsky por las arenas de Arrakis

La visión lisérgica y poco convencional del cineasta chileno dio origen a un proyecto cinematográfico de proporciones enormes que, desafortunadamente, nunca vio la luz en la pantalla grande.
DESTACADA
Bajo la dirección visionaria de Alejandro Jodorowsky, el proyecto Dune adquirió una dimensión única en la historia del cine. Créditos: Behance.

Bajo la dirección de Denis Villeneuve, Dune: Parte 2 abre un nuevo capítulo en una de las sagas más icónicas de Hollywood. Esta entrega no solo avanza en la narrativa de la franquicia, sino que también honra décadas de adaptaciones que forjaron su legado. Desde su debut en 1965, la influyente novela de ciencia ficción de Frank Herbert fue llevada a la pantalla grande primero por una polémica versión de David Lynch en 1984 y también tuvo representación en la televisión con la serie Hijos de Dune (2003) de Syfy.

Pero quizás la más intrigante sea la adaptación que nunca vio la luz. A principios de los años setenta, un grupo de productores franceses obtuvo los derechos de la novela y contrató al cineasta chileno Alejandro Jodorowsky para escribir y dirigir la película. Sin embargo, este ambicioso proyecto quedó en el olvido. La fascinante historia detrás de esta experiencia se revela en el documental de 2014, Dune de Jodorowsky, un viaje surrealista por las implacables dunas de Arrakis.

Cualquier persona familiarizada con el trabajo Jodorowsky sabe que la palabra “convencional” no encaja en su vocabulario. Cuando el productor francés Michel Seydoux –tío abuelo de la actriz Léa Seydoux, quien coprotagoniza la segunda parte de Dune– lo contactó, Jodorowsky ya había dirigido sus dos películas emblemáticas, El Topo (1970), y La Montaña Sagrada (1973), estableciéndose como un cineasta vanguardista conocido por su visión artística única. 

Behance 1
El proyecto de Jodorowsky buscaba trascender los límites convencionales de la ciencia ficción, explorando temas de espiritualidad y conciencia a través de la narrativa de Dune. Créditos: Behance.

La visión radical de Jodorowsky para Dune

El entusiasmo del cineasta chileno por el proyecto impulsó el inicio del proceso creativo mientras escribía el guion, buscando desentrañar la “espiritualidad” presente en la obra de Herbert, aunque nunca la había leído hasta entonces, pero había escuchado elogios sobre ella.

Para materializar su visión, Jodorowsky priorizó la visualización precisa de cada elemento. Reclutó a destacados artistas conceptuales: el legendario Jean “Moebius” Giraud para dibujar storyboards y criaturas, el célebre H.R. Giger para diseñar edificios –especialmente el planeta natal Harkonnen de Giedi Prime–, Chris Foss para crear naves, edificaciones y armas, y Dan O’Bannon al frente del departamento de efectos visuales. 

En cuanto al elenco, apuntó alto y solo seleccionó estrellas, incluso para los papeles secundarios. Su hijo Brontis Jodorowsky sería Paul Atreides, con David Carradine como el Duque Leto Atreides, Geraldine Chaplin como Lady Jessica, y el icono francés Alain Delon como Duncan Idaho.

Del lado de los antagonistas, Orson Welles encarnaría al Barón Vladimir Harkonnen, con Mick Jagger como Feyd-Rautha, Udo Kier como Piter De Vries, Gloria Swanson como la Reverenda Madre Gaius Helen Mohiam y Salvador Dalí como el Padishah Emperador Shaddam IV. Para la banda sonora, Jodorowsky aseguró la participación de los íconos del rock progresivo Magma y Pink Floyd, con la intención de crear “una película que produjera alucinaciones de LSD sin necesidad de tomar LSD”.

Dune Alejandro Jodorowsky
El elenco propuesto por Jodorowsky incluía a figuras legendarias como Orson Welles, Mick Jagger, Salvador Dalí y Alain Delon, entre otres. Créditos: Behance.

Sin embargo, la visión de Jodorowsky para Dune difería considerablemente de la historia original de Frank Herbert. Su intención era transformar a Paul Atreides en una suerte de profeta, alterando su historia desde su concepción hasta su muerte, en la que extendería su conciencia sobre todos los habitantes de Arrakis como una mente colmena y convirtiendo el planeta en un paraíso exuberante, verde y azul.

En esta versión, la gente de Arrakis recorrería el universo, liberándose a sí mismos y a sus conciencias. Mientras que la novela de Herbert es una advertencia sobre los riesgos de depositar confianza en líderes carismáticos y otorgarles un poder desmesurado, Jodorowsky quería ofrecer una perspectiva diferente, convirtiendo a su Paul Atreides en algo más parecido a un profeta.

Los desafíos detrás del épico proyecto para llevar a la pantalla grande

Sin embargo, el épico proyecto se convirtió en una empresa casi imposible de llevar a la pantalla grande. Aunque era prometedor, y el cineasta creía que “cambiaría el mundo”, encontrar un estudio dispuesto a financiarlo resultó ser un gran desafío. El principal obstáculo fue el elevado riesgo financiero que implicaba una película de esta magnitud, lo que llevó a una creciente frustración y desilusión.

Behance 3
La visión de Jodorowsky para Dune iba más allá de una simple adaptación, buscaba transformar la historia en una experiencia cinematográfica trascendental. Créditos: Behance.

Para convencer a las estrellas de unirse al elenco, Jodorowsky les ofreció todo lo que deseaban, aunque muchas de estas promesas resultaban irrealizables. Por ejemplo, prometió a Orson Welles que tendría chefs de los mejores restaurantes a su disposición durante la filmación. Asimismo, ofreció a Salvador Dalí pagarle $100,000 dólares por hora y adaptar el guion para que solo necesitara estar presente en el set durante una hora, mientras que el resto de sus escenas serían filmadas con maniquíes mecánicos.

Otro desafío significativo surgió debido al extenso guion, caracterizado por Frank Herbert, autor de la novela original, como “del tamaño de una guía telefónica”. Jodorowsky tenía la ambición de crear una película de 14 horas, una propuesta que ningún estudio estaba dispuesto a respaldar. Además, el presupuesto inicial de $9.5 millones de dólares se estaba agotando rápidamente, lo que dificultaba enormemente completar la producción y postproducción con los fondos restantes.

Adicionalmente, la excesiva dependencia de Jodorowsky en los storyboards para visualizar las escenas y su insistencia en explicar las líneas y acciones de los personajes en el set añadieron más presión sobre todo el equipo. Este enfoque creativo se asemejaba más al trabajo de un artista que al de un cineasta, lo que creó un ambiente de estrés y agotamiento para muchos de los involucrades. Un ejemplo notable fue Dan O’Bannon, quien después del colapso del proyecto tuvo que ser ingresado en un hospital psiquiátrico.

Behance 2
A pesar de su fracaso en llegar a la pantalla grande, el proyecto de Jodorowsky dejó un legado duradero en la industria del cine, influyendo en futuras obras y en la percepción de lo que es posible en el arte cinematográfico. Créditos: Behance.

El legado de Jodorowsky y su influencia en el cine de ciencia ficción

Cuando se lanzó el primer tráiler de la película Dune de Denis Villeneuve en septiembre de 2020, una de las razones que contribuyó a su conquista del mundo fue la extraordinaria interpretación que Hans Zimmer realizó del clásico de Pink Floyd, Breathe. La película de Villeneuve emana una sensación de otro mundo que se remonta a la visión pionera de la ciencia ficción que Jodorowsky propuso para Dune en la década de 1970. 

Aunque la visión de Jodorowsky para Dune nunca se materializó, su legado perdura. Los storyboards del proyecto impregnaron numerosas películas y obras de arte posteriores. Un ejemplo destacado es H.R. Giger, quien utilizó los diseños de Dune como fuente de inspiración para crear las icónicas imágenes de Alien (Ridley Scott,1979), logrando así un Premio de la Academia por Mejores Efectos Visuales.

Además, numerosas películas, entre ellas la original Star Wars (George Lucas, 1977), The Terminator (James Cameron, 1984), Flash Gordon (Mike Hodges, 1980), El Quinto Elemento (Luc Besson, 1997) e incluso Los Cazadores del Arca Perdida (Steven Spielberg, 1981), se beneficiaron de los conceptos visuales pioneros de Jodorowsky. Los storyboards del cineasta también sirvieron como base visual para El Incal, la influyente novela gráfica que coescribió con Moebius, dando inicio al Jodoverso de historias de cómics.

Aunque la adaptación de Dune de Jodorowsky nunca llegó a realizarse, su hijo, Brontis, resumió su legado de manera elocuente en el documental Dune de Jodorowsky: “La película fue asesinada, pero puedes escuchar que algunas películas gritan, ‘Soy Dune’, ‘Soy Dune’”. Esta referencia alude a la visión de Jodorowsky, donde el personaje de Paul Atreides moriría, pero la gente de Arrakis se levantaría y diría: “Soy Paul”. Al final, lo que Jodorowsky imaginó era tan épico en escala que se convirtió en un mito, aunque no de la forma que había planeado.

Dune: Parte Dos se encuentra actualmente en cartelera.

Compartir:

Nota al Pie es un joven medio alternativo y autogestivo. Precisamos tu aporte para sostener el día a día de un periodismo popular que encuentra cada día más dificultades para mantenerse independiente. Con tu suscripción mensual nos ayudás muchísimo. Podés cancelarla cuando quieras. Por mail te iremos informando de los beneficios de ser parte de Nota al Pie.
¡Muchas Gracias!

Notas Relacionadas

Seguir Leyendo

Reforma del Consejo de Seguridad: Brasil e India lo trabajarán en el G20

Lula y Narendra Modi consensuaron una propuesta para discutir en la próxima cumbre del Grupo de los 20, que se desarrollará en Brasil. ¿Se avecinan cambios sustantivos?

Javier Milei pone a la Argentina en el centro de un conflicto lejano

El Presidente expresó su preocupación por la escalada de tensiones en Oriente Medio, pero privilegia el alineamiento con Estados Unidos e Israel. Volvió antes desde su viaje privado a Estados Unidos y suspendió la ida a Dinamarca, donde se iba a terminar de concretar la compra de aviones F16 de origen estadounidense.

Cuentitos, política y análisis en esta nueva edición de la agenda literaria

Nota al Pie vuelve a traer un popurrí de temas que atraparan al lector con relatos infantiles, líneas de auto ayuda y escritores de “aquí y de allá”.

Ultimas Noticias

Más del autor

Nota al Pie | Noticias en contexto