Ago 5, 2022 | Cultura

«1989»: una obra que relata una secuencia fúnebre familiar

Tras su estreno el 17 de julio, Nota al Pie entrevistó al director de la obra Leandro Airaldo para que relate cómo fue la creación de la historia y que generó en el público.
Es una historia donde tiene como protagonistas a los tres hermanos Hernán, Fernando y Gregorio, luego está Nora esposa de uno de los personajes principales y por ultimo Hugo quien trabaja en la ferretería de la familia. Estos últimos serán testigos del «ritual». Créditos: Prensa «1989».

El pasado domingo 17 de julio se estrenó la obra «1989» en el «Teatro del pueblo«. La historia escrita por Teodoro López y dirigida por Leandro Airaldo trata sobre la realidad de tres hermanos que deben enfrentar la muerte de su padre al igual que, su cortejo fúnebre. 

Incluso, en la descripción de la sinopsis explican: “Hernán, Fernando y Gregorio, deciden reencontrarse para exhumar el cuerpo del padre y trasladarlo a un nicho. La tarea es llevada adelante al cumplirse 10 años de su muerte, una exhumación planeada en tiempo y forma por el mismo papá, la cual debe incluir en el nicho el guardado de una misteriosa caja de su pertenencia conservada por los hijos.“ Sin embargo, días después del estreno de la obra Nota al Pie entrevistó al director de la obra Leandro Airaldo para indagar sobre el origen de la historia y demás.

-¿De dónde surge está historia? ¿Por qué el nombre del año «1989»?

-La historia nace, según palabras del autor; en una noche donde luego de un corte de luz decidió salir a caminar por su barrio de Villa Ballester (provincia de Buenos Aires). La repetición de los cortes de energía, el contexto social, le remitieron algunas semejanzas con el año 1989, y desde esa primaria sensación comenzó a desarrollar lo que después sería esta obra. 

Leandro Airaldo director de la obra, menciona que la misma fue planeada en «La repetición de los cortes de energía, el contexto social, que le remitieron algunas semejanzas con el año 1989, y desde esa primaria sensación comenzó a desarrollar lo que después sería esta obra» que estaba viviendo el autor. Créditos: Prensa “1989”.

1989 es el año en que transcurre la acción de la obra. Y además de obedecer a la unidad temporal del relato, el título refiere a un año crítico en nuestro país respecto a la realidad socioeconómica y contexto macro que atraviesa la historia.

-¿Qué quieren transmitir al contarla? ¿A qué se debe el «ritual» que los personajes deberán hacer?

-“1989” es una obra que hace tesis. Esa misma tesis tal vez pueda enunciarse en la mecánica de dos sistemas: la familia protagonista de la obra y el sistema económico. Sistemas que construyen bestias, figuras grotescas, criminales; una mecánica sin salida. La mecánica de la historia por encima de la voluntad humana; la repetición de una tragedia y su exposición teatral, el juego develado. 

Sin embargo, el ritual que se menciona, es la exhumación del padre para trasladarlo a un nicho, pero fundamentalmente es el guardado de una caja, objeto clave en el relato tanto para la acción como para el sentido metafórico.

La obra según el director, causó en quienes la veían una suerte de shock y buen recibimiento por parte del público en general. Créditos: Prensa «1989».

Repercusiones positivas

-¿Cómo fue el recibimiento de la gente ante este estreno? ¿Qué destaca de la historia?

-La obra produce una suerte de shock. De parte del público, fue muy bueno el recibimiento. Es por eso que creemos que es una obra que interpela, que invita a ejercitar el pensamiento, una obra que produce una fuerte impresión por su lenguaje, pero por sobre todas las cosas, por el hecho criminal y trágico que acontece en el relato.

Lo que destaco de esta obra, es que, trata de un espectáculo construído sobre una fuerte intención de trasladar la época (1989), acentuando hasta el más mínimo detalle, y sostenido por un gran trabajo de sus intérpretes. 

La historia es movilizante, por como suenan determinadas formas de ese año a hoy en 2022, y creo además muy movilizante porque está atravesada por una tragedia, por la impunidad de un crimen, por un contexto social y político. 

Es un relato que hace espejo entre su historia micro y macro, y que obliga a pensarnos y repensarnos como parte de una estructura, un sistema que en su develación, tal vez, sea posible denunciar o en el mejor de los casos modificar en un sentido evolutivo.  

Notas Relacionadas