May 9, 2022 | Política

Neuquén: caravana contra la instalación de una base militar estadounidense

Asambleístas de la región convocaron a una numerosa manifestación hacia donde se está construyendo el edificio. Fuerte repudio a las autoridades del gobierno provincial y nacional.
Diversas organizaciones políticas y sociales de Neuquén repudian esta iniciativa del Ejército estadounidense. Crédito: Comercio y justicia.

El pasado sábado 7 de mayo, la Multisectorial contra la base yankee convocó a una caravana de autos y una manifestación desde la autovía norte de Neuquén hasta la nueva Ruta 22. Les manifestantes repudiaron la construcción de una base militar estadounidense que se está llevando a cabo en dicha provincia.

En ese sentido, Noemí Labrune, integrante de la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos de Neuquén, señaló: ‘’La base yankee no es sólo una construcción, ellos vienen a domar nuestro continente’’. La caravana de vehículos partió desde las inmediaciones de la Universidad Nacional del Comahue hasta la base estadounidense.

»Esta protesta es contra el imperialismo. Hace siglos tienen la pata puesta sobre América Latina. Desde diversos sectores le decimos no a este proyecto, el pueblo neuquino está dando un ejemplo para otros pueblos», sostuvo Labrune en el Foro Argentino de Radios Comunitarias.

La Multisectorial, a través de sus redes sociales, difundió un video acerca del reclamo. “El Gobierno provincial y nacional permitieron la construcción de una base militar estadounidense con la excusa de ayuda humanitaria. Nos dijeron que la intención del Comando Sur es humanitaria. ¿Puede un Estado aceptar la donación de otro sin un instrumento que fije las condiciones de las partes?’’, señalaron.

Además, se difundió el hashtag #NOaLaBaseYankee para hacer eco del reclamo.

Una consigna que resulta confusa

En el mes de abril, la vicepresidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner mantuvo una reunión con Laura Jane Richardson, jefa del Comando Sur de EE.UU. Esa fue una de las razones por las cuales les manifestantes mostraron su indignación el sábado pasado.

Los organismos que integran la agrupación contra de la instalación de una base Yanqui en Neuquén exigen información sobre el edificio en construcción del Comando Sur de Estados Unidos. Crédito: Radio Futura.

En esa conversación, la mandataria norteamericana fijó los lineamientos internacionales con los que deben actuar los gobiernos de ambas naciones en materia militar y armamentística. Esto resulta controversial porque, en Neuquén, se habló de la construcción de una base con fines “humanitarios’’. Les asambleístas lo definieron como un “disfraz’’ para ocultar la verdadera finalidad que tiene la creación del sitio.

Según la Multisectorial, la edificación del proyecto está a cargo de una empresa hondureña, que a su vez contrató a otra firma. El problema radica en que el Gobierno de Neuquén le notificó a les manifestantes que no tiene información acerca del tema. Algunes sospechan que se trata de una negación para evitar brindar datos a la población que mostró su descontento.

Un proyecto flojo de papeles

“Es un edificio público supuestamente destinado a Defensa Civil, en territorio neuquino, ¿y la provincia no tiene injerencia?, eso sólo hace aumentar las suspicacias. No puede una administración aceptar una donación de 2 millones de un Estado extranjero sin algún escrito entre las partes. Eso hace a la transparencia de los actos de gobierno. Nos entretienen con unas cartas que envió el gobernador, pero nada más’’, manifestó la abogada Nerea Monte, de la APDH de Neuquén, en Rionegro.com.

La construcción de la base se erige en Neuquén, pero la provincia no posee expedientes sobre ello. Crédito: Río Negro Diario.

Además, la letrada sostuvo que la visita de la referenta militar de EE.UU confirmó que Argentina es el “brazo armado’’ del país norteamericano en América Latina. También cuestionó junto a les manifestantes que el Gobierno provincial no tiene incumbencia alguna en el proyecto.

Por otro lado, desde la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos manifestaron: “la victoria es que estemos todos juntos, de todas las ideologías progresistas para trabajar y no solamente impedir este atropello del Imperio, del exterior que quiere domar a América Latina, sino también para encarar otras luchas que tienen que ver con esta negativa a que el régimen que nos está oprimiendo acá en casa y desde otros lugares del poder mundial, termine de ponernos la pata y que se vaya con la cola entre las piernas’’.

Notas Relacionadas