sábado 20 de julio de 2024

Una semana para rememorar

El día nublado, la llovizna y el clima otoñal no impidieron que la gente se movilizara a las calles el pasado 24 de Marzo. Se llevó a cabo, otro año más, la conmemoración por el Día Nacional de la Memoria por la Verdad y la Justicia. Esta fecha se instauró en el 2002 y en el 2006 se declaró como inamovible.
001 Nancy Robledo 8
El 24 de marzo de 1976 la junta militar toma el poder y derroca al gobierno democrático de Isabel Perón. Así comienza el Proceso de Reorganización Nacional, un aparato represivo responsable de la desaparición forzada y sistemática de miles de personas. Crédito: Nancy Robledo.
014 Pedro Ramos @pedroperamos 12
El 15 de diciembre de 1983 se creó la Comisión Nacional sobre la Desaparición de Personas, la cual se encargó de recabar y organizar las pruebas a presentar en el juicio a las juntas militares. Siete mil archivos que permitieron conocer la existencia de centros clandestinos de detención, de personas desaparecidas que fueron vistas con vida en dichos centros, e integrantes de las Fuerzas Armadas responsables de graves delitos denunciados. “No puede haber un manto de olvido. Ninguna sociedad puede iniciar una etapa sobre una claudicación ética semejante” -Raúl Alfonsín. Crédito: Pedro Ramos.
002 Nancy Robledo 1
“Señores jueces: quiero renunciar expresamente a toda pretensión de originalidad para cerrar esta requisitoria. Quiero utilizar una frase que no me pertenece, porque pertenece ya a todo el pueblo argentino. Señores jueces: ‘Nunca más’”. Fue la frase con la que cerró su alegato Julio César Strassera en el Juicio a las juntas, proceso judicial que tuvo lugar en el año 1985 con el objetivo de condenar a los integrantes de las tres primeras Juntas Militares. Crédito: Nancy Robledo.
012 Pedro Ramos @pedroperamos 4
El 30 de abril de 1977 las mujeres se reunieron por primera vez en Plaza de Mayo para llamar la atención de Videla. Las madres y abuelas de las víctimas se concentraron alrededor de la pirámide central de la plaza y desde entonces marchan todos los jueves. En octubre de ese mismo año nacieron las Abuelas de Plaza de Mayo. Su objetivo es localizar a les niñes desaparecides durante la dictadura. Actualmente continúan la búsqueda sin cesar con 130 personas encontradas. Por otro lado, en 1979 se consagró la asociación Madres de Plaza de Mayo, que además de denunciar los crímenes de la dictadura y el retorno de les desaparecides, pretendía proteger a las madres secuestradas y asesinadas por el terrorismo de Estado. Crédito: Pedro Ramos.
013 Pedro Ramos @pedroperamos 6
¿Por qué los pañuelos blancos? Las madres y abuelas de Plaza de Mayo comenzaron a usar pañales de tela blancos en alusión a los pañales de bebés que la dictadura había apropiado y quitado su identidad. Luego fueron sustituidos por pañuelos blancos que llevaban los nombres de sus familiares y la fecha de desaparición. La primera vez que los utilizaron fue frente a la Basílica de Luján, con el fin de distinguirse de las demás personas que peregrinaron hacia allí. Crédito: Pedro Ramos.
006 Pedro Ramos @pedroperamos 24M La Plata 5
Cuando las abuelas empezaron a buscar la forma de reencontrarse con sus nietes, se toparon con la primer dificultad. En ese momento sólo era posible hacer estudios y comprobar vínculos entre padres/madres y sus hijes, pero nada se sabia de cómo comprobar vinculos entre otras generaciones. En ese momento, era la sociedad la que le exigía a la ciencia que esté a la altura. Entonces se comenzó a buscar el “índice de abuelidad”: una probabilidad de parentesco cuando les padres no están presentes. Finalmente, la respuesta apareció: “Sí, la sangre de ustedes sirve”. Crédito: Pedro Ramos.
016 Pedro Ramos @pedroperamos 15
La organización Abuelas de Plaza de Mayo invitó a llevar, el pasado 24 de marzo y todo el mes de la memoria, barbijos intervenidos por las consignas #DóndeEstán, #NuncaMás y #Son30Mil. «Que los barbijos sirvan de banderas para llevar el mensaje de los y las 30 mil.» Crédito: Pedro Ramos.
003 Nancy Robledo 12
«’Son las cinco de la tarde’”, me dijo Ana, casi susurrando. ¿Cómo sabés?, le pregunté desde la celda de al lado. ‘Por la proyección del sol en la pared, se forma un ángulo y por trigonometría, mido el seno y el coseno. Así lo puedo calcular. Estudio Astronomía’. Seguimos hablando un rato, de celda a celda, en el Pozo de Quilmes. Nos habíamos levantado las vendas y mirábamos por las ventanitas de las puertas de los calabozos que daban a un paredón. Un día se la llevaron, no supe más de ella. Siempre transmití a mis alumnos, que la trigonometría es muy importante para resolver problemas cotidianos de nuestras vidas. Un homenaje a vos, Ana, que me pudiste decir la hora cuando había perdido todas las coordenadas». Estas fueron las palabras de Emilce Moler, sobreviviente de La Noche de los Lápices, quien recuerda a Ana Teresa Diego, militante de la Federación Juvenil Comunista (FJC) y estudiante de Astronomía. Ana permaneció desaparecida hasta que en el 2012 el Equipo Argentino de Antropología Forense identificó sus restos. Crédito: Nancy Robledo.
004 Nancy Robledo 3
En el informe “Nunca Más” se relevaron 340 centros clandestinos de detención, tortura y exterminio. Desde entonces hasta la actualidad, la recopilación de testimonios, listado de desaparecides, aparición de nuevos datos y el descubrimiento de centros clandestinos ha aumentado durante el periodo democrático. Hoy podemos conocer la existencia de más de 600 centros clandestinos. Algunas familias pudieron hablar hace muy poco pero otras no pudieron, no quisieron o desaparecieron en su totalidad. Jorge Julio López decidió testimoniar siempre que pudo pero desapareció por segunda vez en el año 2006. Crédito: Nancy Robledo.
007 Pedro Ramos @pedroperamos 24M La Plata 7
30.000 es un número que queda pequeño con el conocimiento de que aún hay víctimas que no se conocen y que también son víctimas sus familiriares, sus amigos, sus compañeres de vida y de lucha. Es un número que queda chico porque también son víctimas quienes sobrevivieron a centros clandestinos. El número da cuenta de un ardúo trabajo de reconstrucción histórica en la lucha por los Derechos Humanos. Pero después de todo no podemos reducir este genocidio sólo a una cuestión contable. Crédito: Pedro Ramos.
017 Pedro Ramos @pedroperamos 1
¡Treinta mil compañeras y compañeros!
¡Presentes!

¡Treinta mil compañeras y compañeros!
¡Presentes!

¡Ahora!
¡Y siempre!

¡Ahora!
¡Y siempre!
Crédito: Pedro Ramos.
Compartir:

Nota al Pie es un joven medio alternativo y autogestivo. Precisamos tu aporte para sostener el día a día de un periodismo popular que encuentra cada día más dificultades para mantenerse independiente. Con tu suscripción mensual nos ayudás muchísimo. Podés cancelarla cuando quieras. Por mail te iremos informando de los beneficios de ser parte de Nota al Pie.
¡Muchas Gracias!

Notas Relacionadas

Seguir Leyendo

Cien años de la Masacre de Napalpí: un delito de lesa humanidad y la memoria indígena que clama territorio

Fue el 19 de julio de 1924, cuando la Gendarmería y la Policía fusilaron a cientos de hombres, mujeres y niños del Pueblo Qom y Moqoit. Los responsables materiales e intelectuales tuvieron impunidad. Se trató de un delito de lesa humanidad perpetrado por una política estatal. El trasfondo, al igual que hoy, los territorios indígenas.

Identidad digital: el nuevo aliado contra la ludopatía infantil

En un contexto donde esta problemática continúa en ascenso, ¿existen opciones que puedan contribuir a proteger a los menores? En esta nota te contamos.

Teatro Eureka, un puente cultural entre Buenos Aires y Madrid

Una escuela de teatro argentina conquista Madrid con un ambicioso programa de intercambio denominado "Experiencia Gira".

Ultimas Noticias

Más del autor

Nota al Pie | Noticias en contexto