jueves 30 de mayo de 2024

Casa Diversa, lugar contención y lucha

Se trata de un espacio que ayuda y empodera a la comunidad LGBTIQ+ en Paraguay. Nota al Pie dialogó con Yren Rotela Ramírez, una de sus fundadoras.
Casa Diversa
Casa Diversa es un refugio, un espacio de contención y un lugar de educación para la comunidad trans. Crédito: Instagram Casa Diversa.

Desde hace cinco años, Casa Diversa es un centro comunitario para la diversidad sexual, con énfasis en las personas trans. Trabajan el empoderamiento, fortalecimiento y liderazgo de la comunidad Lesbiana, Gay, Bisexual, Transgénero, Transexual, Travesti, Intersexual, Queer y demás minorías (LGBTIQ+) en Paraguay.

“Apuntamos a las personas trans por el hecho de la vulneración en la que vivimos en este país”, explicó Yren Rotela Ramírez, una de las creadoras del proyecto. Además, agregó que viven “sin ninguna protección legal” y “con una estadística alta de suicido, asesinato y violencia” dentro de la comunidad.

Todas las mujeres que fundaron y organizan Casa Diversa fueron trabajadoras sexuales. El espacio nació con el propósito de brindar “esa seguridad, esa protección y refugio cuando las personas trans necesitan o están en situación de riesgo”, aseguró Ramírez.

Nota al Pie dialogó con Yren Rotela Ramírez para que nos explique las funciones de Casa Diversa y cómo fueron sus inicios.

“Ayudar a una compañera trans”

Sobre los inicios de este espacio, Ramírez mencionó que se dio a partir de la incomprensión: “No comprendían nuestra identidad. Algunas terminamos huyendo de nuestras casas, otras fuimos expulsadas. Entonces, todas pasábamos por una situación de necesidad y de desprotección total por parte de la familia o por parte del Estado”.

Ramírez relató que muchas de las integrantes de Casa Diversa han sido abusadas al momento de rebuscárselas en la calle con la prostitución. Por esta razón, el espacio “nace ahí con la idea de ayudar a una compañera trans que en ese momento era una niña que estaba en situación de calle”. 

En sus comienzos alquilaron una casa. En un primer momento, “una piecita para responder a un intento de femicidio de una compañera trans que fue apuñalada doce veces”, explicó la fundadora de Casa Diversa. Todas pusieron un poco de dinero y lograron alquilar el cuarto. Así, fueron creciendo a la par de las demandas.

Hoy, el espacio funciona en una casa que Yren Rotela Ramírez heredó de sus padres. Sin embargo, ella le destinó un predio donde se va a construir un lugar propio de la organización a futuro. 

Casa Diversa
Casa Diversa no cuenta con apoyo del Estado. Para colaborar con elles, se les puede contactar por sus redes sociales. Crédito: Instagram Casa Diversa.

Aprender y educar

El mayor trabajo del lugar es la capacitación y la educación. “Si vos no trabajas, las compañeras vuelven a las calles. Nosotras apuntamos a que ellas puedan aprender un oficio”, reflexionó la fundadora.

A su vez, cuenta que el 97% de ellas no ha terminado la educación. Es por eso que, desde 2018, Casa Diversa tiene una escuela popular. Si bien recalcó que allí no reciben una educación formal con título del Ministerio de Educación, explicó que la idea es que puedan aprender herramientas para la vida. 

Por ejemplo, se dictan cursos de idiomas: como italiano, español; cursos de oficios: como peluquería; gastronomía; corta y confección. Sin embargo, explicó que sin un capital económico les es muy difícil emprender por su cuenta.

Por otro lado, también trabajan mucho la protección. Actualmente, la organización tiene un albergue para diez personas: “Cuando una persona está en situación de riesgo, enferma o no puede cubrir su alquiler, nosotras hacemos la primera intervención y le damos techo, abrigo y cuidados”, contó Ramírez.

Del mismo modo, cuentan con un espacio para el arte y la cultura, las cuales resultan un “modo de sanación y transformación”. Tienen programas de teatro, danza, manualidades y percusión. “El arte nos ha ayudado a sanar”, aseguró.

A futuro, Casa Diversa sueña con tener un emprendimiento propio que permita, por un lado, mantener el espacio; y por el otro, brindar trabajo y un salario a las compañeras. Respecto a cómo se solventan, Yren Rotela explicó que es todo en base a la solidaridad y contribución de quienes las ayudan,sin ningún aporte del Estado.

Casa Diversa
La situación de la comunidad LGBTIQ+ en Paraguay es difícil. Además de sufrir discriminación y ausencia financiera por parte del Estado, el país no posee leyes que respalden sus derechos. Crédito: Instagram Casa Diversa.

Derecho a la identidad

Una de las creadoras del lugar advierte que “en Paraguay, no existe ninguna política, ninguna ley, que garantice el acceso a nuestros derechos”. El país vecino no posee políticas en materia de género y diversidad: allí no hay Ley de Identidad de Género, ni de Cupo Laboral para personas trans; como tampoco una Ley de Matrimonio Igualitario. “Estamos invisibilizadas como personas LGBT”, denunció Ramírez.

Uno de sus mayores reclamos es el derecho a la identidad. “Otra compañera y yo estamos hace cinco años demandando al Estado el cambio del nombre; cosa que es posible hacer en mi país, porque somos víctimas de discriminación”, sostuvo la fundadora de Casa Diversa. En estos días, presentarán una demanda a instancias internacionales.

En el mismo sentido, Rotela denunció que “sin nombre, es como que no existimos”. A la vez, explicó: “A mí no me pasa nada por el nombre que está en mi cédula. Todo lo que me hicieron es por el nombre que yo he asumido y cuál es mi identidad con la que yo me presento al mundo”.

Otra de las falencias que ella ve en Paraguay es la educación para las personas trans, quienes se ven obligadas a abandonar la escuela por ser expulsadas de su casa, o discriminadas por la propia institución. 

“¿Cómo el Estado pretende que no usemos las calles o seamos trabajadoras sexuales? Es inaceptable que una niña de trece años inicie en las calles su transición”, reflexionó Yren Rotela Ramírez. Por eso, exigen capacitación y educación para que las personas trans puedan tener oportunidades.

Compartir:

Nota al Pie es un joven medio alternativo y autogestivo. Precisamos tu aporte para sostener el día a día de un periodismo popular que encuentra cada día más dificultades para mantenerse independiente. Con tu suscripción mensual nos ayudás muchísimo. Podés cancelarla cuando quieras. Por mail te iremos informando de los beneficios de ser parte de Nota al Pie.
¡Muchas Gracias!

Notas Relacionadas

Seguir Leyendo

¿Qué querés ser cuando seas grande?, una antología cruda sobre la última dictadura cívico militar

La obra reúne nueve historietas cortas del guionista Marcelo Pulido. De la mano de una diversa selección de artistas e ilustradores nacionales, las viñetas cuestionan cómo se comienza un genocidio.

El Estado continuará con el financiamiento del monotributo social

Así lo resolvió el Ministerio de Capital Humano a comienzos de mayo mediante el secretario de Niñez, Adolescencia y Familia, Pablo María de la Torre.

Vóley: Con el objetivo de ser olímpica, la selección masculina tuvo un correcto inicio en la VNL

El conjunto nacional comenzó su camino en una nueva edición de la Liga de Naciones. Cada partido de este certamen es fundamental en la carrera por la clasificación a París 2024. El balance del rendimiento del equipo durante la primera semana de competencia y cómo seguirá el cronograma.

Ultimas Noticias

Más del autor

Nota al Pie | Noticias en contexto